martes, 23 de agosto de 2016

# MiJ-CajónMusical

¡Dos años de 'Mi J-Cajón Musical'!

Hola a todos después de muchos días de ausencia y aunque lo parezca, hoy no vengo para dejar ninguna opinión ni vengo a dejaros con ninguna noticia de las que nos pueda interesar, sino que hoy vengo porque este blog está de aniversario, ¡Mi J-Cajón Musical cumple hoy dos años! Y, si soy sincera, esta es la segunda entrada que escribo, ya que no sé muy bien cómo expresar todo lo que siento sin que se malinterprete lo que quiero decir o sin que quede sin entender.

Estoy súper feliz por poder celebrar este segundo año del blog, pero decir que sólo es felicidad lo que siento sería mentir. Tengo una cierta tristeza dentro de mí porque en este segundo año no he cuidado de este lugar como se merece, no le he actualizado como debería (y no por vaguería, sino por falta de tiempo) y aunque soy consciente de que no puedo dedicarme al cien por cien a él, tampoco me gusta estar tanto tiempo sin pasarme. Se me acumulan los grupos y artistas que quiero tratar, los lanzamientos pendientes y ese pequeño proyecto que quiero ver si puedo sacar a finales de año... Pero me falta el tiempo y el espacio. 

Ha sido un año largo tanto para este lugar como para mí. Un año de grandes cambios, algunos mejores y otros peores que me han afectado. El año pasado comentaba que estaba súper feliz por sentir que había crecido mucho con este blog y este año siento que sigo creciendo, pero de forma más pausada. Y no digo que quiera tomarme prisas o que sienta que deba tenerlas. A veces esto no se sustenta con mucha cantidad, pero es cierto que sigo conociendo a muchos grupos y artistas que me gustan y que me gustaría hablar de ellos aquí, pero no me es posible por falta de tiempo. Escribir las entradas me lleva mucho tiempo y si no puedo estar centrada, la cosa se me hace complicada. Siento pesar por eso, porque me quedan muchas ganas dentro de mí por querer publicar y ver que he hecho menos de lo que quería. Avisé en su día, mas no me gusta esa idea de quiero, pero no puedo. Y vuelvo a repetirme: esto es parte de mi ocio, que escribo siempre que puedo, pero me gusta tanto que me molesta no poder dedicarme tanto como quisiera, lo que me ha hecho fallar en un reto. Sí, porque he fallado en mi primer reto anual. Lo llevaba muy bien, mas lo que he comentado: muchos cambios que no me han permitido centrarme tanto como quisiera y al final, me he dado cuenta de que lo estaba haciendo mal por la falta de tiempo y para hacerlo mal, prefiero admitir que no he podido antes que mentir, porque al fin y al cabo, era una forma de obligarme a algo, mas si no se puede, soy de las que piensa que forzar algo para que se haga mal y sin cuidado, no vale lo suficiente.

Quiero llevar cambios en mi vida, organizármela de un modo que me permita poder estar más tiempo en este lugar que tanto me llena. Quiero llevar a cabo ciertos cambios e intentar con ellos que, en el caso de que se suceda, el tercer año me sea un año lleno de felicidad -cosa que también lo está siendo en este segundo, pero algo más agridulce. 

Mas ahora que lo pienso seriamente, este lugar es maravilloso para mí. Me ha hecho conocer a gente maravillosa y la que está por venir. Me ha hecho poder ayudar (poco, todo hay que decirlo) a otras personas y, además, me ha hecho poder tener un lugar en el que poder escribir sobre sueños cumplidos. Nunca llegué a pensar en eso hasta ahora. Quizá es cierto que he escrito menos de lo que desearía y que no he cumplido con mis propias expectativas, pero luego, si lo pienso, he vivido momentos que pueden, en cierto modo, equilibrar la balanza. Pienso en el concierto y en la gente con la que he tratado desde aquí y, la verdad, este blog sigue dándome mucha alegría. Sigo súper feliz de atreverme a iniciarlo un pasado 23 de agosto de 2014.

Qué rápido pasa el tiempo, por favor. Asusta, y como he comentado muchas veces: pasa aún más rápido cuando estoy esperando un lanzamiento con muchas ganas (que no han sido pocos) y, a lo tonto a lo tonto, ya ha pasado un año más. Siento un cosquilleo por mi interior cuando pienso en que quizá puedo volver a publicar como antes. Me muero de ganas de seguir trayendo a los grupos y artistas conocidos y a nuevos que se vendrán, me muero de ganas de seguir tratando con todas las personas que tratáis conmigo y que compartís este mismo gusto por la música japonesa, pero sobre todo me muero de ganas por seguir disfrutando y cantando lo máximo posible junto a toda esta gente que llena gran parte de mis minutos nocturnos (porque es a como he dejado la música ahora). Tengo un gran cosquilleo de seguir disfrutando, como si estuviese creando este blog de nuevo. 

Me voy a esforzar lo máximo en él, quizá me dé un tiempo para pensar en qué voy a hacer con ciertas secciones (como la de los retos) y en arreglarme el calendario (me ayudará a ser más ordenada, ¡esperemos!) para luego poder ir pasándome por aquí siempre que pueda, pero como parte de mi tiempo libre, sin agobios y sin querer tomarlo como lo principal (sin malentender), hasta que pueda, mientras, tendrá que quedarse como algo a lo que me pueda dedicar en mis momentos.

Pero pasando ahora a otra cosa, creo que esta celebración no sólo nos rodea al blog y a mí, ya que creo que todas las personas que habéis pasado por aquí, las personas que me han dejado sus comentarios o que han contactado conmigo para ayudarlas a dar a conocer algo, también merece que formen parte de este día tan especial. Porque sí, porque también formáis parte de este lugar (se siente, si no queríais, no teníais que haber entrado) y de este día de celebración. De verdad, nunca pensé que este lugar sería tan visitado ni que ayudaría a algunas personas (en el sentido que fuese). Estoy muy feliz por eso, porque todos, de algún modo, habéis ayudado a que este blog crezca de otra forma en su segundo año. Así que qué menos que también daros las gracias por pasar, de verdad. Así que sólo espero que en el tercer año, todos podamos estar aquí para seguir celebrándolo junto a toda esta gente que canta y que toca instrumentos y que son los verdaderos protagonistas de este blog (el cual a veces ha hecho que quisiera arrancarme los pelos a mechones). Pero hasta entonces, seguiremos disfrutando de todos los minutos que podamos con ellos.

Creo que ya me he vuelto a pasar de texto, pero ya sabéis que cuando me pongo no paro. Así que sólo me queda repetir que estoy muy contenta de poder celebrar este segundo año, algo que se me quedaba muy lejano, pero que al final ha llegado antes de lo que me esperaba. Espero que en este nuevo año sigamos adelante (el blog, vosotros y yo) y que intentemos controlarnos con los grupos y artistas que conozcamos (aquí más bien yo sola), ya que bueno, estamos un poco en la ruina y no hay forma de hacer que nuestro bolsillo respire un poco (he seguido con el plural, pero sigo siendo yo sola). 


Así que nada más, muchísimas gracias de nuevo y...

¡¡Mi J-Cajón Musical ya tiene dos años!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Por favor, siéntete libre de dejar tu comentario, pero siempre de manera respetuosa. Tu opinión será bienvenida. ¡Saludos!

¡Sígueme en @_Zaibi !